Plastilinas

"Por eso, deformar las cosas, las palabras, los rostros, me fascina y lo hago como quien sale a la calle con un revólver: *Entonces mataré a todo el mundo y me iré*"

viernes, 13 de noviembre de 2009

momento!


Cada tanto me da por el redescubrimiento.
por ejemplo, anoche me dio por sacar del baúl sentimientos o sensaciones que tenía archivadas desde hace rato. me angustió bastante ...
bastante mucho .
pero también me gusta notar, yo, sola, que al fin y al cabo, ese cajón no se comió ninguna de mis cosas.
qué se yo, uno las deja a oscuras pero ahí siguen . hay cosas que parecen cambiar, pero no cambia.
y yo sé que poca gente cambia . Y cuesta darme cuenta, pero también soy gente -
y ahí está ... qué injusta que soy a veces conmigo misma.
la verdad que ya no puedo pedir justicia ni respeto por parte de nadie, pero mínimamente, o, mejor dicho: en primera instancia, debería de tener más respeto y contemplarme más a mí misma.
creo que fue ayer que alguien me dijo que conmigo se podía hablar porque era como si yo no juzgara, no pensara, o por lo menos, no lo demostrara...
y claro, cómo pretendo que alguien me entienda, o yo le importe, o me tenga en cuenta, o lo que fuere, si soy yo la que no me doy pelota a mí misma...
estúpidamente me infravaloré (más bien , en presente y no en pasado) .
a diario, o periódicamente me alerto de que tengo que empezar a replantearme mi forma de ser para conmigo, y en consecuencia, con los demás.
la cuestión aparece cuando ya el asunto está cocinadísimo y es complicado salvar las papas del fuego. más bien, imposible...
no se puede salvar pero sí se puede seguir adelante . pero cada vez son más las trabas .. obvio. Más bien que de a poco me voy a embarrar más y, para colmo, imposible exigir compresión . Si algo aprendí, es que la gente no comprende, NO le importa, directamente (bueno, no a la mayoría, en general), pero asquerosamente disfruta de derrochar palabras y hacerse la crítica... se queja de que no entiende, argumenta que no se puede entender, no hace el esfuerzo, no tiene la capacidad, pedir que alguien se descentre de sí mismo es una ridiculez .. vamos a lo claro .
Juzgar y hablar, cualquiera puede. Lastimar es trabajo para tontos. Ayudar y ser realmente útil, y bueno (de bondad) sí es tarea compleja .
Todo esto del parate y de la puesta a pensar en dejar de lado tanto garrón viene obvio después de (justamente) el garrón. EL BAJÓN.
La vida ( y gracias) da esos simbronasos que a uno lo despiertan como con un baldazo de agua helada. La reacción en principio es una verdadera mierda y uno tiende a echarle la culpa al forro que utilizó ese medio para que te despabiles, en lugar de pensar en lo pajero que es uno mismo. Arrancar cuesta.


Arrancar cuesta... pero como para tirar(me) un poco de buena vibra prefiero pensar que se puede e intentar aflojarle con la situación angustiosa.
Una vez más .


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

*